El pasado 16 de febrero comenzó la segunda etapa de “Eutopía”, la escuela se reinventa”, una iniciativa de la Vicaría Episcopal de Educación en alianza con Fundación Telefónica de Argentina y la Organización de Estados Iberoamericanos (OEI). La misma busca desarrollar un modelo de cambio de la cultura en la escuela secundaria de la Ciudad de Buenos Aires, una decidida apuesta por la innovación y la transformación educativa. En esta nueva instancia, dieciséis escuelas iniciaron el desafío de conformar una red de aprendizaje que piensa y diseña el cambio en red y hacia adentro en cada institución.

Los equipos de conducción de las escuelas -parroquiales, congregacionales y laicas- participaron en los últimos meses de los ¨Encuentros de directivos para una ecología del cambio¨ junto a especialistas destacados, con el propósito de construir marcos referenciales comunes, para pensar el cambio de la cultural y el liderazgo directivo este proceso de transformación de la experiencia escolar.
La apertura del ciclo de “Encuentros” estuvo a cargo de Pepe (Josep) Menéndez, miembro del equipo directivo de la Fundación Jesuïtes Educació de Catalunya (España) e impulsor del proyecto de transformación educativa “Horitzó 2020”. A partir de su experiencia construida en las escuelas jesuitas en Cataluña, el especialista guió a la Red de Eutopía en en el proceso de creación de su propio modelo de cambio. Considerando los impactos ´comunes” a los que aspiran las escuelas de la red, los directivos trabajaron sobre la misión educativa de cada institución en este nuevo contexto a la vez que identificaron recursos, metodologías y acciones y para lograrlo.

El desafío de cambiar para reinventar la escuela hace evidente la necesidad de asumir un liderazgo transformacional por parte de los equipos directivos. Durante el segundo seminario, “Gestionar el cambio” Carolina Sciarotta, especialista en gestión educativa de la Escuela de Educación en la Universidad de San Andrés, nos permitió explorar las habilidades de gestión e interpersonales necesarias para repensar el rol directivo. La especialista trabajó temas clave como la cultura escolar interpelada por los procesos de cambio, la proyección estratégica que permite superar la demanda de las actividades cotidianas y la importancia de construir con los equipos de modo participativo.

El tercer seminario del ciclo estuvo destinado a la construcción de un liderazgo pedagógico reflexivo, tercera dimensión del liderazgo educativo. Rebeca Anijovich, Especialista y Magister en Formación de Formadores orientó a los directivos de las dieciséis escuelas de la Red de Eutopía para construir un liderazgo que brinde posibilidad a los docentes -y a sí mismos- de cambiar a partir de las reflexiones sobre su propia práctica. Es decir, aprender de lo que hacen a partir de la reflexión y el diálogo formativo entre colegas. Se trata de habilidades que resultan relevantes para valorar lo que hacemos y redefinir aquellas acciones para lograr lo que esperamos en esta nueva escuela que se recrea.

Con el acompañamiento y experiencia de Lila Pinto, Doctora en Educación y Directora General del Colegio Hebreo Maguen David de la Ciudad de México, se realizó el cuarto y último seminario del ciclo “Diseñar el cambio”. Durante las dos jornadas de trabajo y en el marco del proceso de pensamiento de diseño, los directivos tomaron como punto de partida la definición de las problemáticas de la cultura escolar actual para comenzar a idear sus dispositivos de cambio y transformación de la experiencia educativa. Se trató de una búsqueda y diseño de cada escuela, a la vez que un proceso compartido en Red donde la creatividad y en entusiasmo primaron en todo momento. Juntos, los directivos de cada centro educativo imaginaron nuevas formas de pensar la matriz escolar para hacer posible el cambio de la cultura institución.

La trama en los seminarios se tejió a través de propuestas para la acción colectiva y el trabajo colectivo entre los equipos directivos y consultoras del proyecto que asesoran y acompañaron los procesos de reflexión y acción de cada una de las escuelas. Nuevas experiencias de construcción participativa, formación de docentes y despliegue de pilotos permitirán generar las condiciones para el cambio en la escuela. En tanto, la Red se conforma y consolida: no es solamente el lenguaje compartido, las horas juntos de trabajo con especialistas. Se trata de una Red que colabora, sostiene, imagina, construye y reinventa la escuela.